miércoles, 15 de febrero de 2017

El fotógrafo y músico Gonzalo Santomá.



El Pirineo Navarro es un lugar donde realizar avistamientos de fauna silvestre de primera categoría. En su cielo, cualquier día del año, es fácil ver volar a sus anchas a buitres leonados, milanos reales y ratoneros, en el Puerto de Erremendia por ejemplo no es muy difícil llegar a observar a algún gato montés a la espera o lanzándose sobre una presa, bajo las Peñas de Arburua en Salazar es fácil toparse con manadas de corzos, y en los roquedos de Ezkaurre raro es el día que no se vean chovas y sarrios. Pues bien, en uno de esos rincones de nuestras montañas, en la calle de entrada a Garralda desde Burguete, es común poder ver a un tipo tomar una guitarra cuando el tiempo es bueno, tan a gusto y tranquilo a un lado de la puerta de su casa, que es como si masticara poco a poco el tiempo. Con todos vosotros el amigo Gonzalo.


         Conocí a Gonzalo Santomá en alguna fiesta nocturna pirenaica, de eso estoy seguro, y después he seguido teniendo contacto con él sobre todo por nuestro amigo en común Gorka Beunza. A Gonzalo le tengo un aprecio especial por su buena mano con la fotografía de naturaleza, y porque al igual que yo, posee ascendencia y sentido de humor catalanes, y porque pararse a hablar con él siempre es garantía de risas y de pasar un buen rato. En la memoria quedan algunos momentos, como aquel matatxerri en el que le eché una mano junto a Gorka, mejor dicho las dos, sus conciertos como músico tranquilo y de voz suave, o en esos momentos en los que porta una cámara reflex o vende el resultado fotogŕafico de la misma en un mercadillo. De él es la preciosa fotografía de Garralda nevado y de noche que hay en el bar de la plaza del pueblo, o son algunas fotografías de gato montés cazando, o es esa imagen desde dentro de un grupo de buitres dando buena cuenta de un animal muerto. Actualmente Gonzalo planea nuevas actividades relacionadas con la foto de naturaleza, y le he hecho una entrevista. El medio utilizado no ha sido muy ortodoxo, pero el "watsapp" sirve para casi todo.

            -Christian Pau: ¿Cuándo nació en ti esa pasión por la naturaleza y la fotografía?
         -Gonzalo Santomá: Tengo pasión por la naturaleza de toda la vida desde que recuerdo. Mis padres nos traían a todos los hijos a pasar el verano a Auritz Burguete. Yo me pasaba el verano cogiendo sapos, salamandras. truchas y chipas. Ya con 15 años le tomé prestada la cámara a mi padre y me puse a perseguir animales como ratoneros, ciervos, buitres, alcaudones, y todo tipo de bichos. Lo que empezó como una afición se transformó en una profesión a partir de los 18 años.

         -C.P.: Dices que venías en tu infancia y adolescencia a Auritz Burguete desde Cataluña. ¿Cuándo decides mudarte al pueblo aezkoano de Garralda y porqué? ¿Tienen algo que ver la belleza de los paisajes y la riqueza natural del lugar?
         -G.S.: Hace 11 años decidí venir a vivir a Garralda. Habíamos comprado una casa un par de años antes y me atraía la vida en el campo y más en un entorno como este donde desde casa se puede escuchar la berrera del ciervo, y los gatos monteses están cazando cerca del pueblo.

         -C.P.: ¿Cómo definirías tus 11 años aquí? ¿Crees que le has sacado todo el jugo a la vida en Aezkoa?
         -G.S.: Creo que le podía haber sacado más jugo a estos 11 años a nivel de fotografía de naturaleza, pero en un pueblo se juntan muchas cosas: La leña, cosas de casa, la huerta, etc... De todas mneras he conseguido imágenes muy valiosas para mí. De gato montés, de pito negro, paisajes espectaculares....

         - C.P.: ¿Cuales son los animales o paisajes que más te ha llenado fotografiar, y cuales crees que te quedan por hacer?
         -G.S.: En Aezkoa y alrededores he disfrutado mucho las épocas en que he estado viendo gato montés, las esperas en la madriguera del tejón. Los paisajes de otoño con sus colores, las nieblas en Ibañeta... Las vistas de Iparralde desde Organbide... Arpea con su hierba mecida por el viento que parece un mar verde...

          -C.P.: Las últimas semanas estamos viendo a un Gonzalo más activo en las redes sociales, incluso te hemos conocido nueva web, nuevo perfil en Instagram y nueva página en Facebook. ¿Qué nuevos objetivos te planteas con la fotografía?
          -G.S.: Estoy poniéndome las pilas con la promoción de mis fotografías porque tengo un proyecto en mente. Quiero dedicarme más a llevar gente a hacer fotos en vez de hacer cursos sentados en un aula. Empezaré en la zona con salidas temáticas (macrofotografía, paisaje, fauna, fotografía nocturna...), y luego el salto a África o Asia... Estoy preparando una web en la que aparecerá todo explicado con una galería para mostrar mi trabajo, un blog para comentar temas relacionados con la fotografía...

          -C.P.: Cambiando de tercio. En muchas ocasiones te hemos podido ver con una guitarra interpretando en locales o en la calle bossa nova y/o música de cantautor, también como músico o percusionista en proyectos como "La Prima de Riesgo" o "Los Tambores de la Troika". ¿Qué relación posees con la música?
           -G.S.: La música es la otra cara de mi moneda. Otra forma de expresión necesaria para vivir. En mi familia se ha vivido la música y el baile como algo muy natural y presente en fiestas y reuniones. Me he empapado de eso y lo disfruto mucho. En un momento de mi vida me cansé del rock n´roll y de los ritmos 4x4, entonces empecé a escuchar música étnica, música de otros países, cosas que no salían en la radio generalista. A mi abuela le gustaban los boleros y la música sudamericana. Y es que mi tatarabuela es puertoriqueña. Mis gustos musicales son Joao Gilberto, Caetano Veloso, Mercedes Sosa, Cheik Lo, Mikel Laboa, Jorge Ben, Silvia Perez Cruz y muchos más.

          -C.P.: Ya que hablamos de gustos, ¿cuales son tus ídolos de la fotografía y la imagen?
          -G.S.: No soy mucho de idolatrar. Me cuesta recordar nombres, aunque las imágenes no se me olviden. Pero algunos recuerdo como John Shaw, Sebastiao Salgadi, Ansel Adams, Jim Brandenburg...
          
          -C.P.: Pues yo te idolatro a ti, ¿pasa algo? Jaja. Penúltima pregunta; ¿Cuánto de importante en tu vida fue el rugby? Sé que jugaste hace años a un gran nivel, y aun se te ve muy fuerte físicamente. Te pregunto esto porque para mí el deporte es muy importante.
          -G.S.: El deporte siempre ha sido importante para mí. Por casualidad llegué al rugby y estuve 13 años jugando. Incluso dos años estuve jugando en primera nacional. Lo pasé muy bien compitiendo. Lo dejé a los 28 años porque me quitaba demasiado tiempo para salir a fotografiar.

         -C.P.: Para cerrar esta entrevista te pido que me cuentes algo divertido, diferente o raro que te haya ocurrido sacando fotos.
         -G.S.: Algo divertido. Estaba escondido haciendo fotos de un mirlo acuático en el río de Burguete. Había hecho el nido debajo del puente y había montado un hide junto al río en unas matas. Estaba tan tranquilo y llegó un coche con caravana de la que se bajaron un padre y una cría para que ella hiciera pis, sin reparar en ningún momento que yo estuviera allí a 5 metros. Le bajó los pantalones y la levantó para que se mojara los pies mirando hacia mí. Se fueron y ni se dieron cuenta de que yo estaba allá.
          -C.P.: Quien sabe Gonzalo, a lo mejor algún día eres testigo mientras estás camuflado, de un crimen o de vete tú a saber, y te conviertes en pieza clave de un misterio sin resolver. Hasta que llegue ese momento espero seguir disfrutando de tus instantáneas y de nuestras conversaciones pirenaico-catalano-navarras. Un placer.

Su página de Facebook pinchando aquí:

Fotografías de Gonzalo Santomá.






Fotografías de Christian Pau:

Con Gorka Beunza en Iparralde.


¿En Orbara imitando el gesto de Sid Vicious?


No hay comentarios:

Publicar un comentario