viernes, 17 de abril de 2015

Picos de Bernera y Ferrata de Lizara 2011

Descenso "divertido" entre cimas.
El Pico Olibón (2482m) es el punto culminante de la Sierra de Bernera, un macizo a la sombra de los vecinos Aspe y Bisaurín, pero con unos paisajes y unas posibilidades montañeras de primer orden. Hace cuatro años me dirigía en solitario hacia su cumbre desde Lizara, cuando hice amistad con dos montañeros de Zaragoza que subían en animada conversación, y para cuando coronamos el Collado del Bozo (1995m) ya formábamos una misma cordada. El Olibón nos recibió con unas pendientes inmaculadas y bastante inclinadas en su vía normal, pero el premio de su cima afilada y nevada fue revitalizante. Después me dejé guiar por los conocimientos de los maños, que se llamaban Bruno y JL. El primero poseía y continúa poseyendo un blog muy elegante llamado "Montañismo para todos", y me dijo que querían encadenar unos cuantos picos de la sierra, y yo me sentí muy feliz de la vida al seguirles. Así, fuimos encadenando varias cotas de la muralla norte del macizo con una panorámica de escándalo, y tras Ruabe y Bozo de Bernera (2455m y 2454m) llegó el momento de destrepar un pasaje "divertidísimo", que Bruno graduó de 60º en su blog... Por último coronamos la cima que da nombre a la sierra; Bernera de 2432 metros de altitud, en la muralla meridional del macizo.


           De vuelta en Lizara, tras descender por la comba oeste de los Bernera, y no por donde habíamos ascendido, fuimos a hacer la Ferrata de Lizara. Bruno es un especialista en este tipo de vías y colabora con la web "Deandar" en el apartado de ferratas. La vía comienza a un lado de la carretera que sube al refugio oscense, un kilómetro antes de llegar al mismo, y posee una primera parte facilona, un muro vertical con dos desplomes en treinta metros, y una parte final sencilla para salvar los 80 metros de desnivel que hay de diferencia con el Llano de Lizara, donde está asentado el refugio guardado. Al final, de lo que me quedo de aquel día, es que disfruté una barbaridad con mis nuevos amigos aragoneses, porque Aragón es una tierra especial, y porque recordar a José Antonio Labordeta entre picos nevados de Aragón es la bomba. Hasta la vista alpinistas.

Precioso croquis de Bruno.

Vertiente SE del Pico Olibón (2482m)

Cima del Olibón, autorretrato con JL.

Imagen del espectacular Olibón desde la ascensión al Ruabe de Bernera (2455m)

Bruno con el Aspe y las Llanasa del Bozo y de la Garganta detrás....

En Bozo de Bernera (2454m) la visión sobre el Bisaurín es alucinante.


El destrepe "divertido". Gracias Bruno por la foto.

En la Ferrata de Lizara.

2 comentarios:

  1. Vaya encuentro afortunado de tres súper montañeros sí señor. Las excursiones en grupo son ideales pero si vamos en soledad estamos más dispuestos a conectar con los demá, como te pasó en esta crónica. Vaya gozada de aventura!!!

    ResponderEliminar
  2. ¿Súper montañeros dices? Bueno vale, Bruno y JL sí. Y tú también, que te entrevistan en los medios!!!! Un saludo figura

    ResponderEliminar