sábado, 22 de septiembre de 2012

La Vuelta al Midi.

Paisajes de ensueño para trotar.
La Vuelta al Midi d´Ossau (2884m) es uno de los grandes circuitos del Pirineo para la práctica del senderismo. Hace años solía venir de niño a hacer la vuelta con algunos amigos del pueblo y recuerdo también que en ocasiones la ampliábamos con la visita a los cercanos y preciosos Lagos de Ayous. Hoy en día este tour está cogiendo fama entre los amantes del Trail Running, porque se trata de una media maratón de montaña súper-bonita que salva tres collados a más de 2000 metros. Para aquellos que se atrevan a completarla les encantará el descenso de 700 metros desde Suzón a Bious,  las vistas sobre la cara oeste del Midi desde el fondo del valle o el bucólico ibón de Peyreget. Tras dos meses sin ir a correr al monte esta semana cogí las zapatillas y dí dos vueltas pequeñas en Iruñerria, suficiente para dirigir mis pasos al Midi esta mañana y cerrar así otra bonita historia en este macizo alucinante.

Midi desde Col de Suzon.
La mole del Midi vista desde la subida al Ibon de Peyreget.

22km y 1350m D+ en 2h 58´

jueves, 20 de septiembre de 2012

El Cabezón de Etxauri

Cabezón de Etxauri (1132m)
Josu, Idoia y Ainara de Luzaide formaron un grupo de montaña a través del WhatsApp hace ya algún tiempo y los últimos meses han aprovechado algunas tardes para escaparse a algún monte de la Cuenca de Pamplona. Hoy por fín, he tenido la oportunidad de  patear con ellos por las Peñas de Etxauri. Tras dejar el coche en el kilómetro 17, hemos subido decididos por las Escaleras de Ciriza hasta la sierra, y en seguida hemos coronado la cima de la montaña al atardecer, cuando las luces anaranjadas bañan la Cuenca. El descenso lo hemos hecho por el camino vertiginoso que sube desde la Ermita de Sta. Lucía, y ha habido muchas bromas y risas, y también algún derrape.

En las Escaleras de Ciriza la panorámica se abre.

Carrascas y Enebros proporcionan una buena sombra.

Trepadas sencillas en la Escaleras de Ciriza.

Vistas hacia Iruñerria.

Idoia y Ainara charlan con el pueblo de Etxauri de fondo.

Abrazo de amigas junto a la ermita de la cima.

Foto de grupo; Josu es un tío fuerte como él solo, Ainara súper-contenta, Idoia feliz de la vida, y un servidor haciendo el tonto.
Atardece.


Destrepe en el camino de regreso.

Ainara se mueve a las mil maravillas en cuanto el terreno se pone empinado.


La Galería de Lagazuói (2788m)

La Mole de Lazaguói sobre el Paso Falzarego. Se adivina la estación superior del telecabina.
El pico Lazaguói domina el famoso paso de Falzarego desde casi 700 metros de altura. En las entrañas de esta montaña se haya la galería más larga conservada de la 1a Guerra Mundial, ofreciendo al que quiera recorrerla la posibilidad de conocer de primera mano algunos refugios de los soldados, trincheras, ventanucos excavados en el abismo para francotiradores, o instalaciones del teleférico que abastecía a los regimientos. Existe entonces un camino equipado y muy bien balizado que saliendo de Falzarego, sube a la cima del Piccolo siguiendo en parte esta galería de 1 kilómetro de largura. Cerca de la cresta cimera se asoma al precipicio la estación del telecabina, el cual sube o baja de Falzarego en 3 minutos. Un poquito más arriba se levanta el propio Refugio de Lazaguói, y detrás en diez minutos más se puede coronar la cima de la montaña.

          Muchos sitios de internet sugieren la posibilidad de realizar esta actividad en un día de mal tiempo porque buena parte de la vía transcurre bajo techo, y eso mismo es lo que hago mi último día en Dolomitas. Un frente que ha barrido la Península Ibérica comienza a hacer de las suyas en Alpes y no me lo pienso; en hora y media subo a la cima donde comienza a llover, no hay problema, el telecabina me dejará en tres minutitos en Falzarego, listo para comprar unos souvenires.

Señalización abundante en la base de la montaña.

Una G mayúscula de Galería para balizar el recorrido.

Se avecina mal tiempo.

Casco y frontal para la Galería.

Cruces en el interior.

Refugio de la 1a Guerra Mundial

Entrada superior. Tofana di Rozes detrás.

Cima¡

miércoles, 19 de septiembre de 2012

Monte Paterno (2746m) y Torre di Doblin (2617m)

La Tre Cima di Lavredo.

Las Tre Cima di Lavaredo son uno de los lugares más famosos de Dolomitas y un circuito de senderismo da la vuelta a este macizo dolomítico tan famoso en escasos 10 kilómetros. El acceso a vehículos a este trekking tan conocido puede realizarse desde el Refugio Auronzo, a donde el asfalto y los autobuses llegan desde el Lago de Misurina. (Para quien quiera llegar en coche existe un peaje de 22 euros) A estos 10 kilómetros pueden añadirseles algunas actividades montañeras muy interesantes como los ascensos a Monte Paterno y Torre di Doblin, dibujando así un precioso recorrido de 12 kilómetros con el atractivo añadido de realizar algunas vías ferratas.

Refugio Auronzo y Gruppo del Cristallo.

Vertiente sur de Tre Cima di lavaredo (2999m)

Agujas sobre el Lago de Misurina.

Dos escaladores se aproximan a la Cima Oriental de Lavaredo (2857m)
 El Monte Paterno ofrece la posibilidad de realizar su travesía a través de la ferrata Innerkofler, ferrata que lleva el nombre del famoso guía austrohúngaro muerto en este macizo en un asalto de la 1a Guerra Mundial. Sus enemigos italianos, los aguerridos "Alpini",  construyeron en la misma cima del Monte Paterno la tumba del guía en muestra de respeto. Actualmente los restos de este guía no descansan en ella sino en un cementerio de Sesto.
      La vía ferrata Innerkofler arranca de la Forcella di Lavaredo siguiendo un entramado de túneles cortos y repisas hasta la Forcella Passaporto, a continuación se remonta una canal descompuesta hasta la brecha o Forcella dei Camosci, a donde llegan varios caminos equipados desde el norte y el este. La cumbre del Monte Paterno queda a la izquierda y hay que salvar un muro vertical para acceder a ella. Para descender al refugio Locatelli y afrontar la siguiente ascensión de la jornada hay que tomar el camino equipado que desde la brecha baja hacia el norte, camino que exige el uso de frontal porque se atraviesa una galería bastante larga de la Gran Guerra.

Ferrata de acceso a la cima del Monte Paterno.

Cima del Monte Paterno.

Monte Paterno.
La Torre di Doblin arroja unas vistas sublimes sobre las Tre Cima di Lavaredo y Monte Paterno para quienes pongan sus pies sobre su cima estrecha y alargada. Para ello la ferrata delle Escalette salva los 150 metros de su vertical cara norte con ayuda de escalas, aunque también haya alguna travesía sobre el abismo y un diedro de entrada expuesto a la caída de piedras. La guía "Dolomitas y Brenta" de J.L. Serrano (ediciones Desnivel) se refiere a esta vía ferrata así: "Dificultad media, pero requiere fuerza de brazos y absoluto dominio del vértigo."
    El camino equipado de descenso en la cara este, es un juego de niños en comparación con la ferrata de la cara norte. Después solo quedará cerrar el Circuito de las Tre cima di Lavaredo y volver al punto de partida.

Torre di Doblin (2617m)

Verticalidad en la Ferrata delle Escalette a Torre di Doblin.

Sentiero Feldkurat Hosp en el descenso de la Torre di Doblin.

El cuerno del Monte Paterno.
Monte Paterno desde el oeste.


Lago de Antorno.

lunes, 17 de septiembre de 2012

La Ferrata Dibona.

Cristallo di Mezzo (3154m) y Monte Cristallo (3221m)
Ariadna tiene 81 años y es miembro de honor del Club Alpino Italiano. Tras 6 kilómetros de ferrata y caminos equipados le adelanto a ella y a su acompañante en Cresta Zúrlon y no dejo de alucinar porque ella canta y habla sola y destrepa con la agilidad de una persona joven. Su vestimenta también impresiona, cubre su cuerpo con unos pantalones bávaros y una camisa blanca y los pies los protege con ayuda de unas botas de nieve antiquísimas.Ver para creer.
      La Ferrata Dibona es uno de los caminos equipados más famosos de Europa, desciende desde la Forcella Stauniés, en el macizo de Cristallo y alcanzable en telecabina, hasta Ospitale, en un recorrido fascinante de 10 kilómetros en los cuales se descienden 1900 metros y se ganan 500. Por el camino es posible avistar posiciones derruidas de la 1a Guerra Mundial, cuando italianos y austrohúngaros peleaban al borde del abismo. Para quienes deseen coronar alguna cumbre, existe la posibilidad de desviarse algunos metros desde la linea de vida de la ferrata y poner los pies sobre cimas como la de Cristallino d´Ampezzo o Col dei Stombi. ¡Salud!


Monte Pelmo y Civetta desde Forcella Stauniés.

El telecabina del Gruppo de Cristallo es súper-viejo.

Primera escala de la Ferrata Dibona.

El puente del film "Máximo Riesgo" de Silvester Stallone.

Cristallino d´Ampezzo (3008m) Un cable protege la cresta que separa esta cumbre de la Ferrata Dibona.

Montañeros en la ferrata a Cristallo di Mezzo.

Forcella Granda, un collado con vías de escape en la ferrata.

Cresta Bianca (2932m)

....

Vivac de la Forcella Padeón. (2760m)

Travesías al borde del precipicio.

Croda Rossa (3146m)

Una pareja de irlandeses desciende a la Forcella Alta.

Restos de la 1a guerra Mundial en Cresta Zúrlon.