viernes, 10 de febrero de 2012

Murumendi y Peñas de Aia

Cima de Irumugarrieta y Bahía de Txingudi
Siempre es muy bonito dirigirse al monte con amigos/as que habitualmente no lo hacen, puedes ver en sus rostros gestos de satisfacción o sorpresa que no ves en montañeros habituales. El montañismo es deporte, superación, naturaleza y muchas otras cosas, también es amistad y compartir unos buenos momentos, ascender a una cima con personas que no acostumbran a hacer monte es un buen momento.
          Las pasadas navidades hice algunas bonitas ascensiones en Gipuzkoa con gente cojonuda; Ion es korrikalari y un enamorado de "la Behobia", junto a mi hermana Baba nos internamos en las nieblas y los barros de Murumendi hasta la estela de Luis Pedro Peña. Leire es futbolista profesional, se nota en los cuadraditos de debajo de la camiseta, junto a Ainara subimos a Peñas de Aia, disfruto una barbaridad viendo cómo ambas trepan entre Irumugarrieta y Txurrumurru, me encantan sus sonrisas nerviosas cuando negocian algún pasito, también cuando hacen un alto y otean la comarca del Bidasoa. ¿Se puede pedir más?

Con Ainara y Leire en Irumuga.

Leire.

Larrun y Bidasoa.

Con Ion y Baba en la cima de Murumendi.


3 comentarios:

  1. Un placer poder disfrutar de una bonita mañana con tu compañia y la de Ainara! Siempre gusta aprender cosas nuevas!
    " Hay hombres que luchan un dia y son buenos, hay otros que luchan un año y son mejores. Hay otros que luchan muchos años y son muy buenos. Pero hay quienes luchan toda la vida, esos son los imprescindibles"
    Un muxu grande campeon!!!

    ResponderEliminar
  2. Eso es lo q tu crees..... Una persona no solo es buena por el tiempo q tarda en subir a una cima.... Una persona que lucha toda la vida, es grande, y sera grande!

    ResponderEliminar